25/3/10

La búsqueda por nuevos combustibles

Varios temas gratis de todo para todos día con día

Lo que faltaba, un auto que trabaja con café

Un programa de televisión presentó la conversión de un Volkswagen Scirocco para funcionar con café; la velocidad máxima del vehículo es de 96 km/h y cada 100 km se deben cambiar los filtros del café.



Volkswagen Scirocco que funciona con granos de café.   
Este vehículo no se desarrolló en beneficio de la ecología ni la economía, simplemente nace como un experimento para conocer la autonomía del café como combustible alterno. Para lo cual se utilizaron 70 kilogramos de café para recorrer 338 kilómetros, una ruta trazada entre Manchester y Londres.
El funcionamiento del Car-puccino es el siguiente:
Se calientan los granos de café hasta 700 ºC para liberar hidrógeno y monóxido de carbono. Los gases calientes se enfrían con ayuda del "intercooler" adaptado en el techo, y pasan a un cilindro colocado en la cajuela que elimina las sustancias sólidas, dejando únicamente gas que se mezcla con el aire atmosférico y se inyecta en los cilindros del motor convencional del Scirocco.
La velocidad máxima del Car-puccino es de 96 km/h, debido al pobre rendimiento que ofrece el café gasificado.
Como parte de su mantenimiento, es necesario limpiar los filtros del café cada 100 km, lo que lo convierte en un invento poco eficiente.
Otro de los inconvenientes de este ingenioso proyecto es que el vehículo consume 20.71 kg de café por cada 100 kilómetros recorridos, por lo que el costo de su funcionamiento oscila entre 25 y 50 veces más caro por kilómetro, que una versión de gasolina dependiendo de la marca del café.
El costo total de la adaptación del Volkswagen Scirocco fue menor a los 5,000 euros. Por lo que podemos ver que no es una adaptación nada económica al igual que su costo de mantenimiento. 
Por: Giovanna Ferreyra



Linkwithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...